iriscontraglaciar.gif
arcoirislenticular.gif
trazadoresdelviento.gif

La secuencia de desplome del Vórtice Polar ha comenzado tarde con un gran evento de calentamiento estratosférico repentino el 5 de enero de 2021. Parte 2

10-13 minutos 

Parte 1

EL TEMPORAL HISTÓRICO

Antes de mirar más de cerca las previsiones meteorológicas y su relación con el vórtice polar, necesitamos mirar algunos ejemplos históricos de eventos similares. La historia puede ser a veces el mejor maestro para el futuro, y en la ciencia, puede ser cierto la mayoría de las veces.

Abajo tenemos 2 imágenes, que son bastante simples de entender. Muestran los meses de izquierda a derecha, y la altitud de abajo a arriba. Los colores muestran la anomalía de la temperatura, con el rojo más caliente de lo normal y el azul más frío de lo normal. Podemos seguir muy bien el progreso de los episodios de calentamiento estratosférico en el tiempo y con la altitud.

 

 

Podemos ver la evolución del calentamiento de la parte superior de la estratosfera, disminuyendo con el paso del tiempo. La primera imagen muestra el evento de calentamiento estratosférico de 2004 y el segundo gráfico muestra el evento de 2013.

Lo importante es que el calentamiento se desarrolla bastante rápido en la troposfera y empeza a afectar rápidamente a nuestras condiciones meteorológicas. Pero normalmente se detiene alrededor de 100 mb o 150 mb de nivel (12-15 km). Eso es lo normal, debido al hecho de que podemos encontrarnos muchos sistemas climáticos importanes en nuestra troposfera, que en algunos casos pueden desviar/invertir cualquier efecto entrante de la estratosfera.

Abajo tenemos dos imágenes similares, pero con las anomalías de presión en lugar de temperatura como vimos anteriormente. Pero se pueden ver los puntos de conexión entre la alta presión que viene hacia abajo y la capa superficial en la región polar. En ambos casos, el efecto final se ve como conexiones individuales a niveles inferiores a lo largo del tiempo, interfiriendo con el desarrollo meteorológico normal. Esto indica que la influencia de los eventos de desplome de los vórtices polares está interfiriendo periódicamente con el desarrollo meteorológico en una escala subestacional, algo así como resonando.

 

Todavía no tenemos el mismo gráfico para el 2021, por razones obvias, ya que todavía tenemos que recopilar más datos. Pero podemos observar los datos del pronóstico en una imagen similar en la imagen de abajo.

Lo que estamos viendo es un modelo muy similar al de 2004 y 2013. Los valores negativos en esta imagen representan una mayor presión. Así que podemos ver la alta presión descendiendo, creando conexiones con las capas inferiores. Esto significa que la influencia no es constante cada vez, sino más bien periódica.

También si miramos los modelos climáticos anteriores a los eventos de 2004 y 2013. En las imágenes de abajo podemos abservar, imagen de 2004, que el modelo ya estaba amenazando un tiempo más frío en Europa, gracias al fuerte sistema de altas presiones en el Atlántico Norte. Los Estados Unidos fueron en general más suaves, con el flujo hacia el sur dominando gran parte del CONUS.

En 2013, el panorama era más o menos el contrario. El modelo sobre los Estados Unidos era generalmente más frío que en 2004, mientras que Europa era de templado a cálido.

Este invierno, el modelo fue una especie de combinación de ambos. Tenemos otro episodio más frío/caliente sobre Europa como en 2004, gracias a los sistemas de alta presión en el Atlántico Norte. Al mismo tiempo, también se vio algunos episodios de frío aceptables en los Estados Unidos.