altocumulusrascacielis.gif
arribayabajo.gif
trazadoresdelviento.gif

La combinación de agua y clima toma fuerza. El estrés hídrico afecta al PIB

Los impactos del cambio climático están afectando la disponibilidad de agua y están agravando los daños que las inundaciones y las sequías causan en todo el mundo. Las medidas relacionadas con el agua en relación con el clima son fundamentales para volver a encaminarnos hacia el logro del Sexto Objetivo de Desarrollo Sostenible, es decir, garantizar el acceso al agua y el saneamiento para todos y mantener un medio ambiente saludable.

El 2 de julio, la OMM organizó una reunión diplomática virtual sobre los planes para una Coalición sobre el Agua y el Clima destinada a dar impulso a las medidas relativas al agua y el clima mediante la realización de actividades concretas en los planos nacional, regional y mundial. Se pretende que la coalición reúna a los asociados y miembros de las Naciones Unidas, los gobiernos donantes, el sector privado, las organizaciones no gubernamentales y las instituciones financieras.

 "Los impactos del cambio climático se sienten a través del agua: a causa de las inundaciones, la sequía, las inundaciones costeras, el derretimiento de los glaciares y los incendios forestales", dijo el Secretario General de la OMM, Petteri Taalas, en la sesión informativa.

"Es necesario invertir más en la reducción del riesgo de desastres, la adaptación al clima y la capacidad de recuperación", dijo.

"El estrés hídrico es un problema global", dijo. Tiene repercusiones negativas en las economías, la salud y el bienestar, y supone una amenaza para el futuro PIB en grandes partes del mundo. La inseguridad alimentaria y el hambre vuelven a aumentar. El crecimiento demográfico y el cambio climático se unirán para aumentar el número de personas que se enfrentan a la escasez de agua, especialmente en algunas partes de Oriente Medio, África y Asia.

La OMM se ha comprometido a reforzar los sistemas de vigilancia de las inundaciones y las sequías y a mejorar el intercambio de datos e información hidrológicos, que es fundamental para la adopción de decisiones, dijo a los diplomáticos.

"El mundo no va por buen camino para alcanzar el Objetivo de Desarrollo Sostenible en materia de agua para 2030", dijo Gilbert F. Houngbo, presidente de ONU-Agua y presidente del Fondo Internacional de Desarrollo Agrícola. Dijo que la pandemia de COVID-19 había puesto de relieve el hecho de que muchos millones de personas carecían de acceso al agua incluso para lavarse las manos.

"La sequía parece ser un compañero de viaje", dijo la Directora Ejecutiva del PNUMA, Inger Anderson. Con la creciente escasez de agua, se prevé que en el futuro uno de cada cuatro niños menores de 18 años, 600 millones,  vivirá en zonas de extrema tensión hídrica.

 El agua es una parte central de todos los objetivos de desarrollo sostenible, no sólo del Sexto Objetivo de Desarrollo del Milenio, dijo Shamila Nair-Bedouelle, Subdirectora General de Ciencias Naturales de la UNESCO. Por lo tanto, la aceleración de SDG6 produciría múltiples beneficios para todos los sectores de la sociedad.

Fuente: